Logo DD24 News
Facebook Twitter Youtube

¿Qué noticia buscás?

Supercopa clásica River y Boca jugarán por la Supercopa: aún no acuerdan la fecha de la final

12/12/2017. Debería disputarse en febrero, pero podría postergarse meses; no se enfrentan en una final oficial desde diciembre de 1976.

Argentina
"La única vez que Boca y River disputaron una final de torneo ocurrió en diciembre de 1976".
"La única vez que Boca y River disputaron una final de torneo ocurrió en diciembre de 1976".

Los hinchas de Boca y de River esperan una final de título entre los dos equipos que no se disputa desde hace 41 años. La ocasión está servida: el campeón del torneo local y el ganador de la Copa Argentina deberán enfrentarse en la próxima Supercopa. Pero el panorama es incierto, no hay acuerdo sobre las fechas disponibles para llevar adelante el partido y la magna final podría postergarse varios meses.

La Supercopa es, tradicionalmente, uno de los primeros partidos del nuevo año, cuando el calendario está menos apretado y es más sencillo acomodar el choque. En 2016 y 2017 se disputó en febrero; pero en Boca no quieren jugarlo en esa fecha porque entienden que el equipo está menos preparado por entonces, luego de las vacaciones, que uno o dos meses más tarde, cuando ya recuperó el ritmo de competencia. Aunque el plantel que conduce Guillermo Barros Schelotto vuelve a trabajar el próximo martes 2 de enero, la memoria del 0-4 que le propinó San Lorenzo en febrero de 2016 le pone el freno a la posibilidad del choque temprano; una caída catastrófica puede provocar además un efecto adverso sobre la continuidad del entrenador, como sucedió en ese momento con Rodolfo Arruabarrena. A River, que en febrero pasado cayó 3-0 ante Lanús, tampoco le hace mucha gracia esa fecha.

Pero el calendario está compactado por la omnipresencia del Mundial de Rusia, que recorta los plazos disponibles. Entre marzo y mediados de mayo ambos equipos disputarán la fase de grupos de la Copa Libertadores, y al mismo tiempo estarán atentos a la Superliga. La doble competencia les restará frescura para disputar ese compromiso adicional, que los hinchas de uno y otro ansían protagonizar.

"La única vez que Boca y River disputaron una final de torneo ocurrió en diciembre de 1976, cuando ambos super rivales definieron el título del Nacional. El partido se llevó a cabo en el estadio de Racing y se definió con una avivada de Rubén Suñé que madrugó a Ubaldo Fillol y señaló, de tiro libre, el 1 a 0 con que el equipo auriazul anotó el doblete de aquel año: Metropolitano y Nacional."

Los inconvenientes se suman. La selección argentina llevará adelante una mini-gira durante marzo (entre el 19 y el 27), por Europa, contra rivales a confirmar, y el entrenador Jorge Sampaoli podría perfectamente convocar a jugadores de ambos conjuntos, como Cristian Pavón o Enzo Pérez. Eso no solamente debilitaría ambas formaciones, sino que agregaría un elemento adicional para la discusión: ¿qué tal si convoca más jugadores de un club que del otro? Otro argumento propicio para que promuevan la postergación los dirigentes que pretenden no dar ventajas.

En mayo, finalmente, una vez concluido el torneo local, los seleccionados nacionales clasificados al Mundial de Rusia 2018 ya podrán disponer de sus futbolistas. Boca no contaría con los colombianos Frank Fabra, Wilmar Barrios y Edwin Cardona, ni con el uruguayo Nahitán Nández, además de, eventualmente, Pavón. No estaría dispuesto a jugar con semejante hándicap.

Durante junio y julio se disputará la Copa del Mundo en suelo ruso y recién en agosto podría aparecer un hueco en el calendario, aunque la inactividad repetiría la situación de febrero. Todo eso sin contemplar la posibilidad de que tanto Boca como River hayan superado la fase de grupos de la Libertadores y ya estén disputando instancias decisivas. Sin olvidarse de una nueva edición de la Copa Argentina: este año, ambos equipos comenzaron su participación en el torneo durante agosto.

Más allá de las fechas, sigue siendo un misterio la sede del partido. El duelo, que pasa más por lo económico que por una cuestión de logística, está entre Córdoba y Mar del Plata, aunque Mendoza tampoco se lo quiere perder.

Fuente de la Información: La Nación


Compartí esta noticia

Calificá esta noticia


Otras noticias Deportes

Opiniones

Video Destacado

Más leídas (48 hs)