Logo DD24 News
Facebook Twitter Youtube

¿Qué noticia buscás?

Ponele Mica Viciconte y una gran confesión: "Quiero formar una familia"

12/03/2018. La integrante de Combate y Fabián Cubero están juntos

Celebreties de Cabotaje Argentina
Mica Viciconte y una gran confesión: "Quiero formar una familia"

Después de cuatro meses de conocerse, Mica Viciconte (29) y Fabián Poroto Cubero (39) ya no se ocultan. La integrante de Combate y el defensor central de Vélez Sarsfield se mostraron juntos. A corazón abierto, la rubia, una de las diosas más queridas por el público teen, cuenta cómo se fue dando el vínculo con el ex de Nicole Neumann, papá de tres hijas, y qué etapas tienen por delante.

–Hasta el año pasado decías que el hecho de que Fabián tenga hijas, para vos era un impedimento para darle una chance.

–Sí, puede ser, es un proceso. Si el día de mañana me enamoro de él y está todo bien, las hijas se aceptan automáticamente porque vienen con él, y no pasa nada. Pero es un proceso que yo también tengo que pasar y estar segura, y Fabián también. Pensá que recién ahora estamos saliendo a tomar algo (los presentó Maypi Delgado). Faltan pasos…

–¿Qué te hizo convencer de darle una oportunidad?

–Llega un punto en que si te juntás en una casa, en otra casa, se vuelve medio rutinario y aburrido. Tampoco escondo nada. Entonces dijimos de ir a disfrutar y que pinte lo que pinte, nos relajamos en ese sentido.

–Los agarraron in fraganti y se los vio tensos…

–Yo la paso horrible. Me estresa, no estoy acostumbrada a salir del cine y que la cámara me esté enfocando como si robé algo.

–Pero si ya le robaste el corazón a Cubero.

–No, qué le voy a robar el corazón. Disfrutamos, la pasamos bien, que es lo más importante.

–¿O él te lo robó a vos?

–¡Estamos bien! Yo soy un freezer, así que es difícil.

–Imagino que de noche, por lo menos, no miran Netflix.

–Me encantan las series de Netflix. Mis amigos me dijeron que disfrute. El medio, para mí, es muy machista, en el sentido de está con este, está con el otro… No me gusta que se comenten esas cosas o yo quedar mal, porque mi imagen no es así.

–¿Estás disfrutando ahora?

–De a poco disfruto. Pero si estoy tomando algo y hay un cámara me siento observada y me voy con dolor de cabeza. Creo que el tiempo irá acomodando esas cosas. Fabián está acostumbrado. Tuvo exposición, su pareja –Nicole Neumann– también era conocida. El me dice que no estamos haciendo nada malo.

–Vos siempre lo tirabas para abajo a Poroto en tus comentarios.

–Sí, suelo hacerlo. No sé si es estrategia. Siempre lo hago con humor, que es medio ácido. A la voz ya me acostumbré, no sé si la tiene horrible o no, me acostumbré. Mis amigos me dicen si no escucho su voz, y les digo que no. No pasa nada si me manda audios de WhatsApp, no es un impedimento.

–¿Qué te gusta de Fabián?

–Me parece una gran persona, buen padre, caballero, simpático, tiene varias cosas positivas. Cada uno tiene sus historias. Jamás le preguntaría de su relación anterior. No me interesa su vida pasada. No puedo estar pensando si cerró o no su herida porque me haría mal a mí. Supongo que sí, porque si no, no estaría apuntando a otra cosa.

–¿Con Cubero querés proyectar?

–En todas las relaciones siempre trato de proyectar. No soy una persona que está un mes y corto, no me gusta. Soy una chica relativamente joven que quiero formar una familia, tener hijos, no ahora, claramente. Hoy hay menos tolerancia, cambiaron mucho las relaciones. Hoy disfruto el momento. Y cuando llegue el momento de ser madre, se verá con la persona que esté y si esa persona quiere. Y si no quiere, me iré y buscaré otro que quiera.

–No cerrás la puerta a formar una familia con Fabián…

–No, no cierro la puerta, no lo descarto. Para estar bien, tenemos que estar todos bien, que me acepte toda su familia, no sólo sus hijas. No le pregunto qué hace, o a dónde va. Estoy con mucho trabajo y nos juntamos en los momentos que puedo. Tampoco es que Fabián es una persona tan expresiva conmigo…

–¿Qué hacen cuando se juntan?

–Nos reímos, la pasamos bien. Somos transparentes, nos cagamos de risa y el resto se va dando solo. Es caballero, atento. Por ejemplo, pasás por una puerta, y te deja pasar primero. Esos detalles siempre suman.

–¿Hay detalles en regalos?

–No soy muy regalera. Me da vergüenza regalar y que me regalen también. Ya va a haber tiempo para esos detalles.

–¿Tuvieron una cita romántica?

–No salimos a comer solos. Ese es un paso que falta. Todavía no estoy preparada para ser observada por salir solos.

–¿Poroto besa bien?

–La pasamos bien. Y si la pasamos bien es porque el beso… Si el beso no te gusta, no avanzás tampoco. Así que estamos bien.

Y sí… ¡piedra libre para el amor, la pasión y mucho más!


Compartí esta noticia

Calificá esta noticia


Otras noticias Show

Opiniones

Video Destacado

Más leídas (48 hs)